IML (In Mold Labeling)


El proceso de etiquetado en molde consiste en introducir una etiqueta plástica, previamente impresa en calidad fotográfica, dentro de un molde, el cual es inyectado con plástico fundido, fusionándose así con la etiqueta, dando como resultado un producto de una sola pieza.
Al ser una etiqueta impresa, esta puede envolver por completo el producto. La etiqueta y el envase están fabricados con la misma resina y no contiene pegamentos, lo que lo hace 100% reciclable .